Afiliados del PAMI podrían quedarse sin sede en Banda del Río Salí

El organismo nacional hace seis meses que no paga el alquiler del local y la Justicia podría ordenar el desalojo.

0

Los afiliados del PAMI de la Banda del Río Salí podrían quedarse sin sede por un conflicto inmobiliario. El propietario del inmueble, ubicado en calle Belgrano primera cuadra de la ciudad bandeña, decidió buscar nuevos contratantes después que el organismo nacional no renovara el contrato.

El abogado de Pedro Fabián Gómez, propietario del lugar, manifestó que: “La locación venció el 31 de julio de 2017 y el contrato no se renovó y se generó una deuda que ronda los 200 mil pesos sin contar los intereses”.

El abogado explicó que el organismo nacional “tenía la opción de una clausula gatillo (en caso de renovar el alquiler) de mantener el precio mensual que rondaba los 32 mil pesos”, pero como no lo hicieron “ahora el alquiler del local está tasado en 100 mil pesos”, sostuvo el abogado.

Las autoridades del PAMI local aducen “no tener facultades para renovar el contrato” pero después de 180 días la situación no se aclaró, mi cliente está cansado del perjuicio económico, se siente manoseado por lo que se vio obligado a pegar el cartel de alquiler”, se justificó Ibarra.

El Intendente de Banda del Río Salí, Darío Monteros, tomó cartas en el asunto y le solicitó al interventor del PAMI en Tucumán, Alfredo Neme Scheij, que “juntos se aboquen a la búsqueda de una respuesta superadora ante tan compleja problemática”.

Si bien, el contrato venció el 31 de julio del 2017, y aún no se renovó el alquiler ni se pagaron los meses adeudados hasta el día de la fecha, el conflicto pareciera recién empezar, dado que en las últimas horas un grupo de personas, con escaleras, habrían quitado el cartel de alquiler de la puerta de la sede.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here