Se registraron tres muertes violentas durante el fin de semana

Dos hombres y una mujer fueron asesinados en distintas circunstancias. Los crímenes se sucedieron en Capital, Banda del Río Salí y Pampa Mayo.

18

En Simoca

Jorge Luis Campos fue víctima de disparos de armas de fuego en la noche del sábado. Al parecer habría un conflicto precedente entre la víctima y dos hermanos, cuyo desenlace ocurrió de la peor manera.

Según informó el comisario José Farías, las tareas de los efectivos de la comisaría jurisdiccional continuaron durante la madrugada y parte de este domingo, y pasadas las 15:00 fue detenido un joven de 19 años sindicado como el autor.

 En Capital

El Ministerio Público Fiscal investiga la muerte de un hombre identificado como Ariel Marino Sandes (57), supervisor de personal del Siprosa, quien fue hallado sin vida anoche en su casa del pasaje Lagos al 700 (altura Marcos Paz al 2700), del barrio Villa Luján de la capital.

Según fuentes judiciales, el examen médico-legal estableció que presenta varias heridas punzo penetrantes en la zona del tórax y la espalda.

El cuerpo fue encontrado por una de las hijas de la víctima. Tras haber intentado comunicarse telefónicamente con su padre en reiteradas oportunidades y, al no recibir respuesta, la mujer decidió ir hasta su vivienda, donde residía solo.

Al llegar, cerca de las 20.30 horas, la puerta estaba abierta, ingresó y en una habitación vio que en el piso yacía su padre, con la cabeza debajo de una cama y el rostro ensangrentado. Llamó a la Policía y a personal del 107, que verificaron que Sandes ya había fallecido.

En Banda del Río Salí

Una mujer fue encontrada muerta este sábado en su vivienda ubicada en calle Florida al 300, del barrio Alberdi, Banda del Río Salí. Se trata de Delmira del Carmen Gallo, de 70 años. Según los primeros informes médicos, presenta signos de violencia en el rostro y el deceso se habría provocado por asfixia.

En el caso tomó intervención la Unidad Fiscal de Homicidios I, dirigida por Ignacio López Bustos, quien dispuso que al lugar del hecho arribaran el auxiliar de fiscal, Lucas Maggio, y personal del Equipo Científico de investigaciones Fiscales (ECIF) del MPF para llevar adelante un abordaje integral a los fines de reunir evidencias.

De acuerdo a lo averiguado hasta el momento, Gallo vivía en una propiedad que estaba dividida a su vez en tres inmuebles. Ella lo hacía en el del medio, una hermana suya al fondo y adelante funcionaría un depósito. Su hermana fue a buscarla a la mañana. Como no le contestaba, se acercó a la habitación y no vio a nadie (manifestó tener problemas de visión).

Al pensar que no estaba, entonces llamó a su sobrina (hija de la víctima) para saber si se encontraba con ella y le respondió que no. Alrededor de las 11 llegó la mujer y vio a su madre sin vida en la cama. El médico forense indicó que el cuerpo se encontraba recostado, boca abajo; describió que presentaba diversos golpes en el rostro y fractura de tabique nasal, por lo que se presume que aparentemente la muerte fue por asfixia.

De los testimonios recogidos, un vecino manifestó que en la madrugada escuchó ruidos en los techos y ladridos de perros. En tanto que la hija de la occisa dijo que en los últimos días su madre cobró la pensión, dinero que suele dejar en una cartera que no fue hallada en la casa. Asimismo, señaló que hace un tiempo ya le habían entrado a robar. Este domingo se realizará la autopsia.

Fuente Los Primeros TV