Una mujer de 73 años con antecedentes de obesidad murió hoy en la provincia de Chaco por coronavirus y se convirtió en la octava víctima fatal de la enfermedad en la Argentina, informaron fuentes oficiales.

La mujer se encontraba internada en la Clínica La Sagrada Familia desde el 19 de marzo con asistencia respiratoria desde su ingreso al centro médico, y fue diagnosticada con COVID-19 ayer mismo. El contagio se podría haber producido por un contacto en un retiro espiritual del que participó los días 8 y 9 de marzo junto a 40 personas, del que también formaron parte la doctora Gabriela Monzón, médica del hospital Perrando de esa provincia y el sacerdote Sandro Zacarías. Ambos también están contagiados.

La médica debió ser puesta en cuarentena con una custodia en la puerta de su casa ante los reiterados llamados al 911 por violación de la misma. El cura, por su parte, alertó mediante un audio que había celebrado 17 misas en el lapso en que habría contraído el virus y antes de presentar síntomas, tras lo cual se aisló.

Chaco es la tercera provincia con mayor cantidad de contagios (40) y la primera en muertes junto a la ciudad de Buenos Aires: 3.

Más temprano, una mujer de 81 años que estaba internada en el sanatorio Otamendi de la ciudad de Buenos Aires se convirtió hoy en la séptima víctima fatal de coronavirus en la Argentina, informó el gobierno porteño y confirmó en su reporte el Ministerio de Salud de la Nación.

La mujer estaba internada en el Sanatorio Otamendi y fue notificado como caso positivo ayer, según precisó el gobierno porteño en un comunicado difundido pasadas las 9.

Además, se indicó que la mujer tuvo “contacto estrecho” con un hombre que regresó al país desde Estados Unidos el 15 de marzo, de 82 años, que permanece internado en el Sanatorio Agote.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here