Efectivos de la Infantería de la Policía bonaerense impidieron este viernes que sindicalistas de la UOCRA que responden a Brian Medina, un familiar del sindicalista detenido Juan Pablo “Pata” Medina, tomaran una destilería de YPF ubicada en Ensenada.

Al igual que el jueves, los gremialistas llegaron de madrugada hasta la Puerta 4 e iniciaron la presión para ingresar por la fuerza a una parte del predio administrada por AESA, concesionaria de la refinería, que se encuentra en conflicto con trabajadores que fueron despedidos.

Los sindicalistas se enfrentaron con los efectivos policiales que habían montado un operativo especial. Arrojaron piedras, bulones con gomeras y bombas de estruendo. Los oficiales respondieron con gases lacrimógenos y balas de goma.

El reclamo por los despidos es una excusa en medio de una fuerte puja de poder que se inició en los últimos meses. Medina está preso por lavado de dinero. Lideró durante las últimas décadas las seccionales de la UOCRA de La Plata y Ensenada. Tras su detención fue desplazado por la Justicia y se designó un interventor. Pero su entorno no se resigna a perder el control y por eso se dan estas  acciones violentas encubiertas en reivindicaciones laborales. El conflicto en la planta de YPF es el escenario de acción.

A lo largo de las últimas semanas, el clima en el lugar es cada vez más tenso. Y ayer finalmente estalló. Este es el segundo día consecutivo de enfrentamientos entre los manifestantes y la policía de la Provincia de Buenos Aires.

Fuente: Infobae

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here