Furia hizo su jugada pero el teléfono rojo cambió todo: cómo quedó conformada la placa de GH

La líder de la semana utilizó su beneficio, sin embargo, una noticia de último momento modificó el panorama del juego

4

Tras ganar la prueba de líder por primera vez en Gran Hermano, Furia se encontraba ante un complicado panorama. La doble de riesgo debía elegir a quien salvar, pero con Martin Ku Agostina en placa, la decisión no estaba fácil. Así, Juliana tuvo que elegir entre su compañera furiosa y el Chino, quien la ayudó la semana pasada.

“Tenés un arduo trabajo”, comenzó diciéndole Santiago del Moro a la participante. Así, la joven empezó a decir a qué hermanitos dejaría en placa. La primera fue Virginia, la comediante que ingresó en lugar de Carla. Acto seguido Furia dio detalles de su decisión: “Para que no se enoje ninguno, simplemente es estrategia, no voy a jugar desde el lado del corazón ni nada de eso”.

Luego, la jugadora más polémica de la casa expresó que Joel también seguiría en placa. “El tiempo que pude hablar con él hablé, pero después nos empezamos a distanciar”, dijo la líder para explicar su decisión. De esta manera, Furia

debía elegir entre Martín Ku y Agostina. “Va a ser estrategia, igual debo favores a ambos, pero Agos levantate de ahí. Así como muchos piensan que soy una falsa, también tengo corazón y vos me ayudaste un montón”, afirmó Juliana ante la mirada de sus compañeros.

Con una mueca de molestia, el Chino la miraba desde el sillón, por esta razón Furia le dedicó unas palabras: “Quedate tranquilo, fue por estrategia”. Luego, el joven reveló que no esperaba que ella lo salvara aunque si confiaba en que pusiera en marcha su estrategia.

Con parte del trabajo hecho, ahora la doble de riesgo debía decidir a qué jugador subir a placa. Así las cosas, la participante se dirigió junto a la policía a otra habitación para terminar de decidir su movimiento. Grande fue la sorpresa cuando Furia eligió no subir a Manzana, con quien había tenido un fuerte cruce días atrás.

Con muy pocas opciones sobre la mesa, la jugadora optó por subir a Lisandro, con quien había tenido un enfrentamiento al principio del reality, pero cuya relación cambió con el tiempo.

sí las cosas, muchos hermanitos comenzaron a relajarse pensando que ya se habían salvado de ir a placa. Sin embargo no esperaban lo que estaba por suceder. Fue entonces cuando Santiago del Moro apareció en el televisor y comenzó una cuenta regresiva, la cual culminó cuando sonó el teléfono rojo. Inmediatamente, Martín Ku corrió a atenderlo. Al hacerlo, el Chino ganó el beneficio de subir tres personas más a la placa ya conformada.

Como si fuera obra del destino, el participante del reality explicó la gran coincidencia que se había dado: “Era la séptima llamada, y siempre me toca todo el número siete. Fui el séptimo en entrar, quedé séptimo en la placa positiva, y ahora quedaba el siete”. Con la fortuna a su favor, según la creencia de Ku, el chico pensó su jugada. Su decisión no podía afectar la estrategia de Furia, es decir, no podía mandar a placa ni a Juliana ni a Agustina.

Lejos de lo que todos esperaban, la estrategia del Chino dejó a muchos en shock. El joven mandó a placa a algunos de sus propios compañeros. De esta manera dijo los nombres de: Nicolás, Bautista y Emmanuel. Este último fue el que más sufrió el movimiento del exlíder, ya que venía de varias semanas de estar en la gala de eliminación y pensaba que se salvaba.

A propósito de su estrategia, Martín reveló por qué optó por compañeros de su círculo íntimo: “Esto ya lo hablamos, tuvimos la oportunidad de hablarlo cuando gané el beneficio. Y planteamos el tema de pelear la batalla juntos. Vamos a estar en esto juntos, y sea la dificultad que sea vamos a salir de esta juntos”.

De esta forma, la placa quedó conformada por: Martín Ku, Lisandro, Bautista, Nicolás, Joel, Emmanuel y Virginia. Según lo anunciado por Santiago del Moro, el domingo será el día que se vaya Romina Uhrig, y la gala de eliminación pasará para el lunes.

Fuente: Infobae