La sorpresa causada por el anuncio de Falabella de que se alejará de Argentina y que busca un socio estratégico, ya hay interesados en aliarse a la compañía chilena y hacerse cargo de la operación local.

Se trata del fondo Inverlat, dueño de la cadena de confiterías Havanna. Ya se rumorea que sus líderes, Carlos Giovanelli; Guillermo Stanley; Damián Pozzoli y Osvaldo Pieruzzin harían una oferta inicial para transformarse en los accionistas mayoritarios locales.

Falabella es una de las 100 cadenas de retail más importantes del mundo. Si bien desde hace décadas están presentes en el país, el mal clima económico ya hacía pensar en una decisión como la que se tomó, y la pandemia la precipitó.

Inverlat quiere, de esta manera, ampliar su portfolio en el país, luego de no poder concretar la compra de Garbarino durante el año pasado. El fondo de inversión se enfoca en compañías controladas en el cono sur de América Latina.

Falabella explicó ayer a través de un comunicado que “la pandemia aceleró el proceso de digitalización del retail y ha afectado sus resultados. Para adaptarse a esta nueva tendencia y hacer sustentable la operación en el tiempo, Falabella y Sodimac han determinado cerrar cuatro de sus tiendas en Buenos Aires en los próximos meses“.

Para acompañar este proceso se ha resuelto la implementación de un retiro voluntario. Este plan, también, incluye a trabajadores de las oficinas centrales. Aquellos colaboradores de las tiendas que serán cerradas tendrán la alternativa de ser reubicados en otra tienda sucursal“, explicaron también.

Fuente Los Primeros TV