El discurso del gobernador Jaldo tuvo como ejes la pluralidad, el diálogo y el consenso

El mandatario resumió los cuatro proyectos de Ley más importantes que enviará al Parlamento y ratificó el "diálogo y consenso con el gobierno nacional y provinciasl hermanas".

5
El gobernador dio su discurso en la apertura de sesiones legislativas.

El gobernador Osvaldo Jaldo dio a conocer al final de su alocución en el recinto legislativo -al dejar inaugurado el período de sesiones ordinarias- los proyectos de leyes que enviará al Parlamento para que se trate durante este año legislativo.

“A los fines de dar un contenido específico al mandato constitucional de abrir este año de trabajo, les resumo las decisiones políticas e institucionales que he tomado y se plasmarán en proyectos de ley que próximamente enviaré a este recinto para su estudio y debate”, sostuvo Jaldo. 

  1. Proyecto de ley de Acceso a la Información Pública
  2. Proyecto de ley de creación de una comisión interpoderes y con representantes de instituciones de la sociedad civil, para la reforma del sistema político-electoral de la provincia, para ser aplicado en las elecciones del año 2027.
  3. Proyecto de ley de retiro voluntario y anticipado de agentes públicos de la provincia.
  4. Proyecto de ley de modernización y transformación del Estado provincial

“No puedo culminar este mensaje sin expresar mi mayor agradecimiento por todos los apoyos y esfuerzos conjuntos realizados a lo largo de este tiempo. A ustedes, estimados legisladores y legisladoras. A todo el gabinete y equipos de trabajo del Poder Ejecutivo Provincial. A los intendentes y comisionados comunales de la provincia. Al Gobierno Nacional, por la actitud de diálogo y colaboración en servicio a nuestro pueblo”.

“Junto a estas decisiones y propuestas concretas de trabajo conjunto, deseo compartirles igualmente las metas que orientan nuestra tarea y quehacer de gobierno”, que son:

  1. La construcción y consolidación de un Estado que facilite y coordine los esfuerzos de aquellos que desde el sector privado invierten, generan riqueza y producción y crean puestos de trabajo genuino para los tucumanos. 
  2. El respeto pleno a la propiedad privada y su resguardo legal e institucional
  3. La búsqueda permanente de decisiones enmarcadas en criterios de justicia social y priorización de los sectores más vulnerables y vulnerados de nuestra sociedad
  4. La apertura y pluralidad de nuestro gabinete de gobierno
  5. Diálogo y consenso con el gobierno nacional y las provincias hermanas, en procura del bien de los tucumanos
  6. El funcionamiento pleno de los tres poderes del Estado, respetando sus autonomías y procurando su equilibrio

El discurso completo:

Vengo hoy como gobernador de la provincia para abrir las sesiones anuales ordinarias de esta honorable legislatura. Este es uno de los momentos primordiales de la vida republicana. El momento en que ambos poderes elegidos por la voluntad de los tucumanos nos reunimos para dar apertura formal al trabajo a realizarse durante el año en curso.

Ustedes y yo hemos sido elegidos por el pueblo de nuestra provincia para dirigir sus destinos por los próximos cuatro años de la vida de las tucumanas y tucumanos. Esta es nuestra responsabilidad, la cual genera también expectativas y esperanzas. 

Iniciamos este año con la preocupación de los difíciles momentos que nos toca vivir. Como les manifesté en el mensaje inaugural, vivimos un contexto internacional marcado por el conflicto bélico. Esto produce una circunstancia de incertidumbre en el futuro próximo. 

Vivimos igualmente, un momento difícil en el orden nacional, como es de público conocimiento, tanto en lo social como en lo económico. 

En este contexto hemos debido tomar decisiones difíciles e importantes. Ustedes lo saben. Quiero darles la certeza que cada una de esas decisiones han sido tomadas pensando exclusivamente en el interés de la provincia y en el bienestar de los tucumanos. En sus empleos, en las fuentes de producción, en la generación de riqueza. 

Estas decisiones que hemos tomado son coherentes con lo que les dije al inicio de nuestro mandato, cuando les manifesté que íbamos a trabajar sin banderías políticas, fuese quien fuese la autoridad nacional elegida por la voluntad del pueblo argentino. Sigo firmemente convencido de que el diálogo y el entendimiento con el gobierno nacional, y también con nuestras provincias hermanas, es el mejor camino para el bienestar de las familias tucumanas. 

En este sentido, y dentro de este espíritu de entendimiento y responsabilidad institucional, es que deseo comunicarles que he tomado la decisión de convocar a las fuerzas políticas representadas en esta Legislatura a fines de debatir la modificación del régimen electoral de la provincia. El voto popular conforma una de las bases del sistema democrático de gobierno. Tengo la certeza de que, entre todos, podremos encontrar una fórmula adecuada para que la elección de representantes exprese y garantice las preferencias del voto popular. 

A lo largo de estos ciento veinte días de gestión he trabajado en cumplimiento de lo que el pueblo de la provincia nos ha encomendado. Queremos un estado que intermedie y facilite el accionar para el desarrollo del sector productivo de Tucumán. 

Para ello hemos reformulado las competencias de áreas del Estado vinculadas al sector productivo. En particular, estamos poniendo especial atención a las actividades vinculados a un recurso estratégico como el bioetanol, en la búsqueda de iniciativas que impulsen la transformación de la industria sucroalcoholera hacia un modelo sostenible y amigable con el medio ambiente.  

De manera similar, estamos facilitando el desarrollo de una actividad que ha crecido y se ha desarrollado en los últimos tiempos en el mundo y en nuestra provincia, que es aquella vinculada a la Economía del Conocimiento. Ya hemos iniciado el trabajo entre distintas áreas de nuestro gobierno y en coordinación con las empresas del cluster tecnológico. A través de ellas, nuestra provincia ampliará las posibilidades de trabajo principalmente de los jóvenes tucumanos. 

Junto a estas prioridades, hemos continuado apoyando la diversa actividad productiva que se desarrolla en nuestra provincia. En distintos sectores y localidades del interior, hemos asistido a numerosos emprendimientos familiares y de pequeña y mediana escala, con compra de maquinarias para la producción, mejora de los sistemas de riego, fortalecimiento y optimización de las actividades agropecuarias. 

Igualmente, seguimos trabajando para mantener y abrir nuevas puertas en el exterior para nuestros productos de exportación. El limón y sus derivados, junto a los sectores del el arándano, la frutilla y la palta, entre otros, son un ejemplo de una política que queremos sostener y profundizar.   

A los fines de nuestro desarrollo urbano e industrial, un recurso crítico es la energía. Por sus características geográficas, nuestra provincia es una fuente muy importante de energía solar, hídrica y de biomasa. Estamos trabajando en diseñar un plan maestro que organice e integre estas tres fuentes de recursos para profundizar el camino hacia la producción energética renovable y lograr la autosustentabilidad en esta materia. Igualmente, estamos creando una SAPEM, con el fin de intervenir en el mercado eléctrico mayorista para la generación de energía solar. Podemos hacerlo. Tenemos los recursos naturales y los recursos humanos para diseñarlo y ejecutarlo.

Otra notable riqueza de nuestra provincia la constituye su actividad y producción científica. Me refiero a los 17 institutos del CONICET, las cuatro universidades provinciales, la Estación Experimental Obispo Colombres y tantos otros. Queremos que esta investigación y conocimiento constituyan una fuente para el desarrollo productivo de la provincia y para la resolución de problemas y políticas públicas provinciales. Por esto, desde el mes de noviembre hemos generado una mesa diálogo permanente con ellos para coordinar y potenciar sus recursos y producción, que incluyen reuniones con nuestras áreas de gobierno y el diseño conjunto de un plan de la ciencia y técnica de la provincia. Todo ello será realizado en este primer semestre. 

Desde el inicio de nuestra gestión hemos trabajado seriamente para dar forma a un Estado austero y responsable. Ello es producto de nuestras convicciones y de las condiciones difíciles que hoy vive nuestro país y de la que Tucumán no está exento.  

Como ustedes lo saben, culminamos el año 2023 con una fuerte devaluación, lo que produjo un aumento de la tasa de inflación, acompañada por la pérdida de recursos que significó la eliminación del impuesto a las Ganancias de la 4ta categoría. 

Ante ello, uno de los desafíos más importantes ha sido el relacionado al Presupuesto 2024 y las necesidades financieras. En ese orden, solicitamos a las autoridades de la Legislatura la vuelta al Poder Ejecutivo del proyecto de presupuesto 2024 presentado por el gobierno anterior para su reformulación con la premisa de que “no se puede gastar más de lo que ingresa”.  Así, dio luz un nuevo Presupuesto con una profunda reingeniería del gasto a partir de las proyecciones de ingresos para el 2024 y que fue sancionado por esta honorable Legislatura.

Este esfuerzo implicó una reducción, comparado con el ejercicio anterior, de unos 230 mil millones de pesos. Y que pudo ser mucho más, a no ser por la desaparición de ingresos provenientes de Coparticipación Federal de Impuestos como consecuencia de la eliminación del Impuesto a las ganancias antes mencionado. El mismo, a la fecha, implica el equivalente a aproximadamente dos planillas salariales del sector público provincial durante el presente año.

Las premisas para la elaboración del nuevo presupuesto partieron de una profunda reestructuración del Estado, que decidimos antes de saber quién conduciría el gobierno nacional. Esta decisión fue una iniciativa propia e independiente, que tomamos sin condicionamiento alguno. Es parte de nuestras convicciones y de la visión del Estado y el gobierno que queremos.

Producto de ello es que decidimos importantes modificaciones en la estructura del Poder Ejecutivo, fusionando y eliminando áreas de gobierno innecesarias, reasignando competencias  e invitando respetuosamente a los demás poderes del Estado   a actuar en similar dirección.  

Estas acciones y medidas se llevaron a cabo a fin de mantener el equilibrio fiscal, asegurando la estabilidad laboral de los empleados estatales y el cumplimiento de las obligaciones y acuerdos salariales.

Otro de las criterios de esta tarea de reorganización fue priorizar los servicios esenciales que presta el Estado –Seguridad, Educación y Salud- donde se incrementaron las partidas presupuestarias de ésas unidades. 

En este rumbo que juntos hemos tomado, quiero comunicarles que estaré enviando próximamente un proyecto de ley para el retiro voluntario y anticipado de los agentes públicos de la provincia. 

Estamos convencidos de que el desafío de un Estado austero no se realiza solo en la reducción de su estructura y sus gastos, sino también un Estado que se renueva para actuar con más inteligencia y eficiencia. Por ello, además de la reestructuración que les mencioné, hemos iniciado una profunda transformación a través de la incorporación e innovación tecnológica en nuestra gestión. Un ejemplo es la lectura digital que ustedes están haciendo de mi discurso en este momento. Sin papel y sin dispositivo material alguno. 

En esta misma dirección, quiero anunciarles un hecho trascendente en la historia de nuestra administración: en este mes daremos inicio al sistema de expediente digital en nuestra provincia. Realizado por nuestro propio equipo de informáticos y sin costo adicional para el Estado, los trámites de la provincia tendrán formato virtual. De esta manera no solo daremos mayor eficiencia, seguridad y transparencia a nuestros procedimientos administrativos, sino que realizaremos un ahorro importante en material e insumos que ocasiona el actual sistema de papel.  

De manera similar, y pensando en una mayor cercanía y servicio a nuestra gente, estamos ampliando la digitalización de los tramites que nuestros ciudadanos realizan en el Estado provincial. Muchas veces nuestra gente tiene que disponer horas de viajes y colas para informarse o hacer trámites en la administración pública, en particular aquellos que viven en el interior. Hoy ya tenemos más de 700 trámites informados por internet y todas nuestras áreas se encuentran en estos momentos trabajando para que ellos puedan ser realizados de manera virtual y no presencial. Gestionar en el Estado desde la casa. Esta es la premisa y la prioridad. Este es el Estado moderno y renovado que hemos comenzado a construir para servir mejor a las tucumanas y tucumanos.  

Hemos dicho siempre que un Estado eficiente es también un Estado responsable. Ello significa comprometido con el ciudadano, con sus derechos y con su bienestar. Esa es una de las metas de nuestra gestión.

En este sentido, y como parte de este compromiso con sus derechos, quiero decirles que he tomado la decisión de enviarles próximamente un proyecto de acceso a la información pública, para su debate y tratamiento. Ello responde de manera directa al derecho de las personas a la información transparente y constituye uno de los pilares del sistema democrático. Un ciudadano informado es un ciudadano libre e independiente. 

En estos momentos de dificultad y restricción económica, la responsabilidad del Estado y el cumplimiento de sus servicios esenciales cobran una mayor urgencia.  

A lo largo del año que pasó, hemos incrementado nuestra tarea y eficiencia en la atención de la salud, con más de 20 millones de prestaciones en nuestro sistema sanitario. En los tres niveles de atención registramos un aumento del 15% de turnos presenciales respecto al año anterior. 

En este sentido, es muy grato poder compartir con ustedes una buena noticia. Por segundo año consecutivo, nuestra provincia ha registrado un porcentaje de un dígito en mortalidad infantil.  Este indicador, que parece una fría estadística, expresa en realidad la vida de tucumanos que hemos salvado. 

Uno de los problemas relevantes que tenemos que enfrentar es la epidemia de dengue más grande registrada el país y la provincia. En ese contexto crítico, con diferentes áreas y sectores, intensificamos las medidas que se venían implementando durante todo el año y pusimos en marcha intervenciones de contingencia destinadas a contener y frenar la propagación de la enfermedad según las distintas fases de la epidemia.

Como es de público conocimiento, al inicio de nuestra gestión tomé la decisión de transferir la Dirección Provincial de Aeronáutica al Sistema Provincial de Salud para poner las aeronaves de la provincia a disposición de la población en todo momento. Ello ha posibilitado un incremento en el número de vuelos concretados, acompañados de un equipo de profesionales de la salud sumamente capacitado.

Nuestro objetivo es fortalecer el primer y segundo nivel de atención sanitaria. Son los niveles de contacto directo con nuestra gente, en nuestros pueblos y comunidades. Para ello hemos dispuesto un incremento de los horarios de atención en todos estos centros.  

Igualmente, y con el mismo objetivo, estamos ampliando nuestra atención de telemedicina, a través de la cual generamos una red de contención a distancia y vía telefónica en consultas, capacitación y gestión de la salud. Ello permite una atención inmediata y sin pérdida de tiempo a nuestra gente.

Estimados señores legisladores, en el actual contexto, la atención a los sectores en condición de vulnerabilidad constituye una tarea prioritaria y urgente. 

Hemos extremado nuestros esfuerzos y tareas para contener y responder a estas necesidades. Comedores escolares, cocinas comunitarias, organizaciones con inserción territorial, familias en emergencia social, iglesias de distintos cultos. Con todos ellos estamos trabajando en este tiempo.

De igual manera, hemos continuado nuestra atención a aquellos que deciden iniciar emprendimientos individuales o familiares, con asistencia material directa para el fortalecimiento de sus tareas y organización, con créditos para máquinas y herramientas, con capacitación para mejorar sus propias habilidades de trabajo y desarrollo. El detalle de todo esto lo pueden ver en el informe que acompaña nuestro mensaje. 

De modo similar, para acompañar a nuestros ciudadanos en esta situación, y en continuidad con políticas que han beneficiado a nuestros jóvenes y a nuestros adultos mayores, hemos decidido la continuidad en nuestra provincia del boleto para jubilados y estudiantes.  Estos programas, que benefician a alrededor de 80.000 jubilados y 85000 jóvenes tienen por objetivo aliviar los esfuerzos familiares en estos tiempos de especial necesidad.  

Precisamente, un tema que nos ocupa es el tema del transporte público. Creemos necesario renovar nuestra mirada y atención, con un criterio de innovación, integral y de largo plazo. Queremos trabajar conjuntamente desde nuestras áreas ministeriales, con los intendentes municipales, el sector privado y esta Legislatura, para consensuar un plan conjunto que defina y resuelva esta cuestión para beneficio de los tucumanos. 

Estamos convencidos de que la educación es una de las tareas primordiales de un Estado responsable. Y más todavía, sabemos que es una preocupación prioritaria de todas las familias tucumanas. Es también la nuestra.

Por este motivo hemos hecho todo lo necesario para el inicio de clases. Hemos puesto en marcha el sistema educativo; hemos preparado las aulas; hemos acordado con los gremios docentes.  En referencia a ello, quiero ratificar a nuestros maestros que el incentivo docente será pagado en la provincia de Tucumán. A cargo del estado nacional o el provincial, este beneficio llegara a sus hogares y a sus familias. 

Tenemos metas y ambiciones respecto a la educación en la provincia. Ante todo, queremos que nuestros niños, niñas y adolescentes ingresen, permanezcan y culminen sus estudios. Estar dentro de la escuela, desde el comienzo al final del ciclo educativo.. Es parte de su derecho a la educación y es parte de nuestro deber con la inclusión social. Vamos a trabajar por una matrícula plena y 100% de presentismo. 

Dentro de ello, pondremos una particular atención y medios de trabajo en el nivel de los estudios secundarios, donde el problema del abandono escolar es todavía un desafío. 

Además de la permanencia en el sistema, sabemos que todavía tenemos una deuda con la calidad educativa. Para comenzar ya hemos reformulado la disposición y mejora de fuentes de información disponible, y ya hemos comenzado a trabajar en los procesos de enseñanza y aprendizaje para garantizar la calidad que pretendemos para nuestros estudiantes. 

Estas metas que nos proponemos se sostienen sobre una infraestructura escolar adecuada y a través del acceso y uso de las tecnológicas digitales en el área educativa. Vamos a trabajar para proveer ambos recursos y ponerlos a disposición de nuestros establecimientos. Los avances tecnológicos, que ya son parte de la vida de nuestros jóvenes, deben ser parte también de una educación renovada y de calidad

Para nosotros la escuela no es una institución cerrada sobre si misma. Es parte central de la vida y la cultura de nuestros pueblos y ciudades. Por ello ya hemos comenzado a reunirnos y trabajar para fortalecer estos vínculos entre las autoridades locales y las escolares, con el fin de coordinar y ejecutar iniciativas y actividades tendientes a fortalecer el servicio educativo local. Todas las áreas de gobierno y autoridades locales se pusieron a disposición de nuestras escuelas y de nuestras alumnas y alumnos: de su seguridad; de su salud; de su estado nutricional; de sus caminos y accesos. Las supervisoras y directoras serán la cadena de transmisión de estas necesidades. La escuela es de todos, y todos trabajaremos para su fortalecimiento. 

Un ejemplo de ello lo tuvimos con las escuelas de verano, en las que trabajamos conjuntamente con distintas áreas de gobierno y con autoridades de la provincia para poner a disposición establecimientos educativos en distintos puntos del interior. Más de 5000 estudiantes tuvieron sus colonias de vacaciones y practicaron deportes propios de este tiempo.

Esta es la manera en que queremos trabajar en todas nuestras áreas de gobierno. De manera coordinada entre nuestros Ministerios y Secretarias, y en dialogo permanente con nuestros legisladores, intendentes y delegados comunales. Estar a la par de nuestra gente en cada localidad de la provincia, con todas y cada una de nuestras áreas de gobierno y servicios públicos.  

En este sentido, hemos definido con los gobiernos municipales el reemplazo del antiguo pacto social entre ellos y la provincia por el acuerdo fiscal. Por el mismo, la provincia se ha comprometido a asistir a los municipios en el pago de sueldos a través de un sistema de financiamiento, en tanto los intendentes fijaran sus metas y objetivos para equilibrar sus finanzas, como lo hace actualmente el gobierno provincial. 

Igualmente, hemos avanzado en la recuperación de caminos provinciales y vecinales en todo el territorio de la provincia; en el mejoramiento de las redes secundaria y terciaria; en la limpieza y drenaje de canales; en el encauce de ríos. Todo ello con el objetivo de facilitar y hacer posible las comunicaciones internas de nuestra gente; de sus accesos diarios; de evitar inundaciones; de facilitar el traslado de la actividad productiva. Estamos trabajando coordinadamente para ello. 

Ustedes saben muy bien que un tema que nos ocupa es la seguridad. En este sentido no se nos escapa que toda acción realizada resulta importante, pero insuficiente. Porque cualquier delito es una violencia física, material o moral que ocasiona un perjuicio y un daño, a veces irreparable, a nuestra gente. 

Dicho esto, no puedo dejar de compartirles que en los casos de homicidio los índices en nuestra provincia han mejorado, como lo indican los datos que adjuntamos en nuestro informe de gestión. No debemos bajar los brazos, sino que tenemos que redoblar nuestros esfuerzos. La vida de un solo tucumano lo merece. 

Para cumplir con este propósito hemos dado importantes avances en la mejora de la estructura organizacional y de recursos de nuestra fuerza policial, con el nombramiento de 1300 agentes policiales y una importante incorporación de tecnología, entre ellas la instalación de 500 cámaras de seguridad en toda la provincia. 

En cuanto al tema del narcotráfico, y en el marco de la ley que aprobó oportunamente esta Legislatura, hemos hecho importantes adelantos en la investigación y la lucha contra el tráfico ilícito y comercialización de drogas. La reorganización de la estructura de trabajo y la mejora del equipamiento nos ha permitido avanzar en la realización de casi 600 allanamientos, la detención de 1200 personas y el secuestro de cantidades importantes de sustancias tóxicas a lo largo del año que ha pasado.

Mientras avanzamos en la aplicación de la ley de Narcomenudeo, seguimos haciendo las gestiones para fortalecer las fronteras de la provincia. En el marco del Operativo Lapacho, se firmó un convenio con la provincia de Salta y Jujuy y las fuerzas federales con asiento en la región para incrementar los puestos fronterizos. 

Cabe destacar que en audiencia con la Ministra de Seguridad de la Nación, además de este trabajo conjunto, le hemos solicitado asistencia y acompañamiento en toda esta tarea, en particular para la radarización del espacio aéreo de la región, con el fin de completar el seguimiento y control del narcotráfico que hoy se realiza. 

En toda esta tarea hemos demostrado que no nos temblará el pulso a la hora de combatir a los delincuentes. Con el esfuerzo de los tres poderes del Estado vamos a acabar con aquellos que delinquen y que tanto daño generan a la sociedad. Se acabó la impunidad en Tucumán y la puerta giratoria, caiga quien caiga.

Más allá de la persecución penal, logramos un hecho histórico en la provincia. Junto al Ministerio Publico Fiscal, creamos una federación de 60 organizaciones. Conjuntamente con las instituciones ya existentes, ellas ayudarán a nuestros jóvenes a prevenirse y recuperarse de ese drama llamado adicción, y reintegrarse a la vida social. La lucha contra el narcomenudeo lo estamos dando en dos frentes. Los que venden terminarán en la cárcel y los que consumen tendrán toda nuestra ayuda. 

Hemos acompañado todo esto con una política carcelaria para la provincia. Quiero ser claro en este tema. Por primera vez en nuestra provincia el tema carcelario es objeto de un plan que considera metas, acciones y cronograma de realización. Esta es la manera en que decidimos resolver la crisis carcelaria en nuestra provincia. 

Dentro de este marco, se avanzó en un 47% en la construcción de la obra del nuevo servicio penitenciario Benjamín Paz. Además, la Alcaldía Delfín Gallo mostró un gran avance de obra al igual que las tareas de refacción y remodelación en unidades del Complejo de Villa Urquiza.

Quiero destacar las gestiones que estamos realizando actualmente con el gobierno nacional para completar esta tarea.

Así entonces, honorables miembros de este cuerpo legislativo, a los fines de dar un contenido específico al mandato constitucional de abrir este año de trabajo, les resumo las decisiones políticas e institucionales que he tomado y se plasmarán en proyectos de ley que próximamente enviaré a este recinto para su estudio y debate. 

a.    Proyecto de ley de Acceso a la Información Pública

b.    Proyecto de ley de creación de una comisión interpoderes y con representantes de instituciones de la sociedad civil, para la reforma del sistema político-electoral de la provincia, para ser aplicado en las elecciones del año 2027.

c.    Proyecto de ley de retiro voluntario y anticipado de agentes públicos de la provincia.

d.    Proyecto de ley de modernización y transformación del Estado provincial

Junto a estas decisiones y propuestas concretas de trabajo conjunto, deseo compartirles igualmente las metas que orientan nuestra tarea y quehacer de gobierno:

e.    La construcción y consolidación de un Estado que facilite y coordine los esfuerzos de aquellos que desde el sector privado invierten, generan riqueza y producción y crean puestos de trabajo genuino para los tucumanos. 

f.    El respeto pleno a la propiedad privada y su resguardo legal e institucional

g.    La búsqueda permanente de decisiones enmarcadas en criterios de justicia social y priorización de los sectores más vulnerables y vulnerados de nuestra sociedad

h.    La apertura y pluralidad de nuestro gabinete de gobierno

i.    Diálogo y consenso con el gobierno nacional y las provincias hermanas, en procura del bien de los tucumanos

j.    El funcionamiento pleno de los tres poderes del Estado, respetando sus autonomías y procurando su equilibrio

No puedo culminar este mensaje sin expresar mi mayor agradecimiento por todos los apoyos y esfuerzos conjuntos realizados a lo largo de este tiempo. A ustedes, estimados legisladores y legisladoras. A todo el gabinete y equipos de trabajo del Poder Ejecutivo Provincial. A los intendentes y comisionados comunales de la provincia. Al Gobierno Nacional, por la actitud de diálogo y colaboración en servicio a nuestro pueblo.  

Estimadas y estimados legisladores, los tucumanos nos han elegido para conducir los destinos de la provincia en los próximos años. Estoy convencido de que podemos hacerlo, y hacerlo muy bien. Por este pueblo que ha confiado esta tarea, los invito a que lo hagamos con esfuerzo y trabajo, con espíritu de escucha y reciprocidad, en la búsqueda del bien común de nuestros comprovincianos. 

Tenemos una historia que nos respalda y nos sustenta. La de notables tucumanos que nos antecedieron en esta responsabilidad de gobierno.

Y tenemos un futuro que nos obliga y nos exige. El de generaciones actuales y futuras que esperan y nos demandan. Los invito a cumplir con estas exigencias. 

Hagamos de nuestra gestión un gobierno de todos los tucumanos y para todos los que vivimos en esta bendita provincia. 

Informe de gestion 2023- 2024

Gobierno de Tucumán, gobernador Osvaldo Jaldo

Fuente: Comunicación Tucumán.