Dólar tarjeta turista: los beneficiados inesperados

Si bien la normativa del Banco Central no contempla el caso de freelancers locales que trabajan para afuera, no hay forma de identificarlos.

29

Si bien la puesta en marcha del dólar tarjeta turista -que tiene una cotización cercana a la del MEP- busca ofrecer un mejor tipo de cambio para quienes visitan el país y hacen compras con tarjeta de crédito emitidas en el exterior, hay otros públicos que se beneficiaron de la medida.

Es el caso de los funcionarios de embajadas en la Argentina, que están usando tarjetas Mastercard o Visa emitidas afuera. “Están contentos porque la operatoria está funcionando bien. Hay cosas que siguen pagando en efectivo, pero tratan de evitarlo porque es un fastidio cargar con un fajo de pesos para pagar un almuerzo”, contó una fuente de una de las embajadas más importantes en el país.

En tanto, también hay expatriados que llegan a la Argentina por trámites o visitando a su familia que están usando sus tarjetas porque es más fácil que traer o hacerse traer dólares del exterior para cambiarlos en el mercado informal.

Por último, también hay un universo conformado por trabajadores freelancers que trabajan para el exterior y cobran vía tarjetas como Payoneer, Wise o Prexcard que ahora pueden usar para compras y recibir un mejor tipo de cambio ($352) que el dólar oficial ($192).

Sin embargo, más allá de este bache legal, no muchos freelancers estarían usando está opción porque la cotización que toma la tarjeta es un 5 a 10% inferior a la del MEP ($355) es decir que les sigue conviniendo cambiar dólares en el mercado informal (el blue cotiza a $383) y cargar el dinero en su cuenta bancaria para usar la tarjeta en pesos.

Cabe recordar que desde comienzos de diciembre Mastercard, primero, y Visa, luego, ajustaron sus procesos para que las compras con tarjeta sean más baratas para los turistas.

En el caso de Mastercard, el extranjero no ve inmediatamente la mejora en el tipo de cambio cuando realiza la compra, sino que la diferencia entre el tipo de cambio oficial y el cercano al MEP se le reintegra a las 48 horas de realizada la transacción, aproximadamente. Visa, en tanto, aplica la cotización en el momento del consumo.

     El impacto de la medida en la cotización de los dólares financieros. (Foto: Adobe Stock)

Según datos de Mastercard, si se compara diciembre de 2022 con diciembre de 2021, el crecimiento en el monto de las operaciones en dólares fue de 85% con plásticos extranjeros y las transacciones avanzaron 79%.

Los extranjeros usan en un su mayoría tarjetas de crédito, seguidas por las de débito y, en un porcentaje menor, tarjetas prepagas, siendo la mayor parte productos de individuos y un porcentaje menor productos corporativos.

En cuanto a los bancos emisores, Estados Unidos, Brasil, Reino Unido, Chile y Alemania concentran el mayor volumen y la mayoría de las transacciones; y Brasil, Chile y Uruguay son los países con mayor crecimiento en transacciones de diciembre de 2022 a enero de 2023.

Por último, hospedaje, restaurantes y aerolíneas concentran la mayor parte del volumen de los consumos por rubro; y restaurantes, multitiendas, supermercados y almacenes, y hospedaje suman casi la mitad de las transacciones.

Qué son el dólar solidario, el dólar tarjeta y el dólar Qatar

El dólar solidario es la opción más barata del mercado para acceder a divisas en la Argentina, aunque con el cupo de US$200, que tiene una decena de restricciones vigentes. Se trata de la suma del precio del dólar oficial más los impuestos PAIS (30%) y la retención de 35% en concepto de anticipo de Ganancias.

En tanto, el dólar tarjeta se encareció 10 puntos con el alza de la retención de Ganancias, el 14 de julio de 2022. Este es el tipo de cambio que rige para las transacciones (compra de bienes o servicios vía tarjeta de crédito o débito) en el exterior, incluidos Netflix o Spotify.

El llamado dólar Qatar, por su parte, surge de una nueva percepción, a cuenta del impuesto a los Bienes Personales, que encarece otro 25% los consumos con tarjeta de crédito y débito en el exterior para consumos iguales o superiores a US$300 mensuales. Así, para este segmento, el recargo sobre el precio del dólar oficial llega a 100%.

fuente: los primeros