Dengue y COVID-19

11

Para mal de la población se aproxima el “Dengue” y todo lo que significa este virus que viene de la mano con la respectiva aparición del mosquito vector. Si bien la extensa sequía que padece la región y la provincia sirvieron para que no se multiplicaran los criaderos de este insecto en gran número,  se sabe que el mosquito en casi muy pocas condiciones favorable se adapta y lleva a cabo su reproducción, motivo por el cual garantiza su presencia y la del virus que ya puso en vilo a los ciudadanos el verano pasado. Si bien las indicaciones expuestas por el servicio de epidemiología provincial hacen hincapié en la limpieza profunda y descacharreo de los hogares , al parecer no fue suficiente o poco receptivo. Miles de tucumanos se registraron infectados y hubo víctimas fatales, zonas de mucha influencia viral nunca antes vista. 

Quizás con la poca circulación de personas desde las zonas endémicas habituales ( Salta, Chaco , el litoral y Paraguay) ,debido a las restricciones actuales se retrase el virus del dengue, pero en una provincia golpeada por la COVID-19 esto sería muy peligroso.

Con total desconocimiento científico digo que el combo de los virus mencionados ( COVID-19 y Dengue ) en el cuerpo humano al mismo tiempo produce un diagnóstico preocupante a mi parecer. Habrá que esperar a los profesionales y a la respectiva investigación, debo decir que al menos yo; no conozco un paciente todavía con ambos virus en el organismo, pero ya sabemos que ambos virus, valga la redundancia, mostraron un desmejoramiento importante de la salud de los individuos que requieren internación. Si el sistema de internación está al borde del colapso hoy por COVID-19,  con el Dengue sería más perjudicial todavía. 

Williams Fanlo 

willyucr@gmail.com 

Ventana del Norte

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí